Buscar
Westwing Logo
Envíos gratis a partir de 30 €

Velas para cada estación

Velas: su luz especial y mágica puede transformar un ambiente aportando sensualidad sea en la estación que sea. En verano, las velas iluminan las cálidas noches en el balcón; en otoño las velas regalan confort; en invierno garantizan un ambiente de fiesta y en primavera una vela es un accesorio perfecto. Todo el año, las velas sobre la mesa o en un aparador quedan perfectas y elegantes.

Creando ambiente

Por la noche, después de un duro día de trabajo, un relajante baño de burbujas o una copa de vino en la sala de estar: el día a día nos da muchas oportunidades para encender velas. Junto con otros accesorios como sales de baño, pétalos y una buena música o un buen audiolibro, se puede crear un ambiente y un estilo perfectos para conseguir la máxima relajación. Con la luz de las velas, nuestra casa se envuelve en una luz suave y agradable.

Velas como accesorios

Velas puntiagudas, velas rectas, pequeñas velas... cualquier tipo de vela embellece nuestra casa con su presencia, su luz y sus colores. Pero incluso si no están encendidas, son elementos muy decorativos que quedan bien en cualquier lugar de la casa. Metida en una bonita concha y rodeada de elementos veraniegos como arena, conchas, hojas o piedras, es un arreglo muy decorativo. En un bonito candelabro, una sencilla vela sola queda perfecta. Las velas pequeñas no son tan espectaculares y, por lo tanto, casi siempre necesitan un acompañante. En candelabros o portavelas, pero también en farolillos, proporcionan una luz preciosa. Las velas como accesorios se pueden colocar en una mesa auxiliar, una cómoda o un estante.

Velas perfumadas

Además de las velas normales con olor neutro, hay velas aromáticas y perfumadas. Apelan a todos nuestros sentidos y le dan a cada habitación un ambiente acogedor y perfumado. Las velas perfumadas pueden tener calidades muy diferentes, por lo que es preferible recurrir a productos de alta calidad de fabricantes especialistas en el arte de perfumar sin provocar dolor de cabeza. Y para quienes les gustan las velas y los aromas pero no les gusta el fuego, hay, incluso, velas perfumadas LED.

Formulario

Hay velas de mil tipos. Cirios, velas bajitas, velas altas, pequeñas, grandes, redondas, cuadradas: hay innumerables tamaños y formas de velas y, según la forma y el color, el efecto es completamente diferente. Los cirios clásicos de color blanco o crema se pueden combinar de muchas maneras y con muchos accesorios distintos, para que parezcan aburridas con su simplicidad.

Los

Velas llenas de color

Las velas además de darnos calidez y seguridad a través de su pequeña llama, también resultan accesorios maravillosos para el hogar. Las velas, por pequeñas que sean, decoran y una sola vela puede decorar por sí misma con su forma y su color. Aunque un simple vidrio o farolillo resalta su belleza.

En colores brillantes, cubiertas con polvo de oro o plata o de colores suaves, las velas quedan bien en cualquier ambiente. Especialmente en pasillos y en lel salón, pero también en la cocina y el comedor, donde son habituales las velas de larga duración. En la cocina se usa la vela en forma de vela perfumada para que no se note el olor de comida, pero incluso como decoración pura sin encender, las velas decoran y duran mucho.

Luces de navidad y velas

38 Productos
Ordenar: Popularidad
Filtros